5.7.17

01.07.2017 Correlimos grande



Menudo sorpresón el viernes 30 de junio a la tarde cuando a través del grupo de whatsapp AvesNet Forum Andalucía Jorge García Cuevas enviaba estas fotos:

Imágenes integradas 1
© Jorge G. Cuevas
Imágenes integradas 6
© Jorge G. Cuevas
Imágenes integradas 7
© Jorge G. Cuevas
Imágenes integradas 2
© Jorge G. Cuevas
Imágenes integradas 4
© Jorge G. Cuevas
Imágenes integradas 5
© Jorge G. Cuevas
Imágenes integradas 3
© Jorge G. Cuevas

Pedía ayuda para identificar el ave de la primera foto, asociada a un bando de vuelvepiedras Arenaria interpres y otros limícolos.

Carlos Gutiérrez "Carlines" fue el primero en apuntar a la especie, un correlimos grande o correlimos de Bering Calidris tenuirostris, Great Knot en inglés. ¡¡ Una rareza no, una MEGARAREZA!!

El ave se localizaba en la Punta de Malandar, en la Playa de Doñana (Almonte - Huelva) y junto a la desembocadura del río Guadalquivir. Eran alrededor de las 19:00 horas y no hubo otro observador por la zona que la hubises visto podteriormente.

Consultando la bibliografía que tenía disponible se trataba de la segunda cita para España tras la primera en abril de 1979 en el Delta del Ebro - Tarragona (De Juana, 2006).

Tras publicarse el registro en Reservoir Birds y en Grupo de Whatsapp AvesNet Andalucía parecía que no se le daba crédito a la cita a tenor de la escasa repercusión en esos momentos.

Aún así se animó al personal a acercarse al día siguiente a la playa de Doñana o bien a las playas cercanas de Montijo (Chipiona) y La Jara (Sanlúcar de Barrameda), así como las salinas de Bonanza también en Sanlúcar en la costa gaditana como lugares que pudieran ser propicios para relocalizarla.

Esa noche del 30 invito a Jorge Cuevas a que ponga las fotos a buen recaudo y tramite la ficha correspondiente al Comite de Rarezas de SEO.

Con ello no hubo noticias del ave hasta que Paco Chiclana en AvesNet Andalucía a las 17:31 alerta de la presencia del correlimos en la playa de Montijo enviando una foto del mismo y que una vez editada podéis observar entre otras web en este enlace.

Avisé entonces a Antonio Acedo, estos días de estancia en Chipiona, que no pudo pasarse por la mañana para comunicarle la presencia del correlimos al no estar en el Grupo de Whatsapp para que se acercara tirando millas.

Yo, mientras, en casa ocupado reconcomiéndome, pero no dejé pasar más de 20 minutos y dejé todo patas arriba, la especie merecía cualquier "rapapolvo" y sin pensar decidí ir a por él. LLegué a la playa en una media hora y tras aparcar, coger binoculares y montar tele y trípode llamé a Antonio. Estaba ya con Paco confirmándome que seguían viendo al correlimos. Mientras hablaba entré en la playa y ya los vi de lejos; Antonio me hizo señas de por donde se estaba moviendo el ave en ese momento. Localizada le pude hacer esta primera foto a las 18:31 horas.

Correlimos grande entre agujas colipintas © Rafa García
Luego vinieron otras mientras juntos compartíamos la observación.




Poco más tarde llegaría José María Fdez. Zapata y Manuel Bárcena con tiempo para verlo y disfrutarlo.



Aproximándose la pleamar y reducida la superficie pedregosa y arenosa emergida, el ave vuela a la Punta del Malandar sobre las 19:20 horas junto a las aves a las que estaba asociada (agujas colipintas Limosa lapponica, correlimos gordo Calidris canutus, vuelvepiedras Arenaria interpres...) La podemos seguir pasando entre las balizas amarilla y roja de la canal del río Guadalquivir. En la playa apenas quedan algunos chorlitejos patinegros Charadrius alexandrinus, correlimos tridáctilos Calidris alba y algún vuelvepiedras Arenaria interpres.

Poco después abandono la playa dejando a Antonio y José María. Desde Madrid está de camino Jóse Portillo para sumar un especie más a su lista de aves de España. Tendrá que probar mañana a primera hora pues se le hará de noche cuando llegue. Consultando la marea advierto que a partír de las 7 de la mañana hay buena luz y marea para intentarlo.

Al día siguiente, vuelvo a madrugar para la RAM de Punta del Perro en Chipiona, el día antes lo fue en Cabo Roche de Conil. La inicio a las 7:00 esperando que hubiera alguién por Montijo buscando al correlimos grande. Así era, Yeray Seminario, avisa a las 7:27 de que lo ha localizado, está junto a José Portillo y José María Fdez. Zapata.

Varios observadores fueron llegando a la playa para observarlo, pero ya no lograron verlo. El ave voló y hasta ahora. Así ocurrió toda la jornada del domingo, del lunes y la mañana de martes. El ave parece que dio esquinazo. Esperemos que siga moviéndose por la zona y vuelva a aparecer.

Advertir que el lunes por la mañana, Jorge García Cuevas, tras enviar la ficha de rarezas, recibe una respuesta de Miguel Rouco, Secretario del Comité de Rarezas / SEO BirdLife, quién tras la felicitación le comunica que su registro sería el primero para España tras la deshomologación de la cita ya mencionada del Delta del Ebro. A continuación transcribo lo que el Comité de rarezas publicaba en su muro de Facebook:
                       
Comité de Rarezas CR-SEO/BirdLife
2 de julio a las 26:36

El pasado 30 de junio de 2017, Jorge García Cuevas tuvo la suerte de encontrar y documentar en la playa del Parque Nacional de Doñana (Huelva) una rareza extrema para el Paleártico Occidental: un correlimos grande (Calidris tenuirostris). Posteriormente el ave fue relocalizada por Paco Chiclana en una playa cercana de Cádiz, y avistada por varios observadores. Esta observación se encuadra perfectamente en el patrón de aparición de la especie en Europa Occidental, donde la mayor parte de las escasas observaciones se han producido en los meses estivales.

Hace dos meses (en el proceso que está llevando a cabo el CR/SEO de reevaluación de citas antiguas que no ofrecen todas las garantías para considerarse como homologables), y tras varias semanas de deliberación, se acordó rechazar la observación que había de esta especie en el Delta del Ebro en abril de 1979. La descripción, que se remitió sin más pruebas adjuntas, muestra diversas inexactitudes que impiden asignar el ave descrita a la especie Calidris tenuirostris con seguridad. Encontraréis una detallada argumentación sobre esta decisión en el próximo informe de Aves Raras que se encuentra ya maquetado y verá la luz en un breve espacio de tiempo.

Por lo tanto, la observación reciente de Doñana y Cádiz, se convertirá en la primera cita homologada para España.


 
 

Para aquellos que no la vieron, pero sobre todo para los que lo intentaron, os dejo este video.

30.3.17

Temporada 2016 de charranes en la Salina de la Tapa


Con el regreso de la actividad propia de la Salina de la Tapa, tras el manejo del agua por los diferentes elementos salineros, los cristalizadores a principios de julio ya se mostraban colmatados de sal. La escasa profundidad de agua, por efecto de la evaporación, facilitaba el descanso al atardecer de los charranes, máxime cuando ya empezaba a aflorar la sal cristalizada a modo de pequeños islotes.

Charranes en cristalizador © Rafa García

Este año se han reducido las visitas a dormidero con motivo de la planificación en la cosecha de la sal. Si bien lo habitual era recoger progresivamente cada cristalizador a partir de septiembre lo cual resultaba más beneficioso para los charranes al disponer de más tiempo de cristalizadores, este año se ha contado con mayor número de máquinas para cosechar varios cristalizadores a la vez lo que sumado a que se inició la cosecha a mediados de agosto la disposición de cristalizadores adecuados fue, por tanto, menor. No obstante, las aves podían utilizar otros elementos como concentradores o calentadores ya con menos volumen de agua presentando zonas de fango emergidas a modo de playas donde podían concentrase para dormir. En contra partida, el seguimiento de las aves se veía dificultado por los cambios diarios de las aves en la búsqueda del dormidero idóneo.


Aún con ello, realicé un total de 35 visitas vespertinas entre el 21 de julio y 16 de septiembre. No faltaron a su cita los charranes habituales: charrán común Sterna hirundo, charrán patinegro Sterna sandvicensis y fumarel común Chlidonias niger. Estas tres especies se concentraron en mayor número el día 24 de agosto.

Conteo de aves  en vuelo © Rafa García

Conteo de aves posadas © Rafa García

En la siguiente gráfica se pueden ver los sucesivos conteos a partir de tomas fotográficas mientras que la luz natural lo hizo viable.


Del seguimeinto de aves anilladas destacar lo siguiente según especie:
• Charrán común: Se han controlado 9 aves anilladas. Dos de estas aves portaban sólo anilla de metal oficial, una ave belga y otra holandesa. Las otras 7 portaban además anilla de PVC de lectura a distancia: Dos aves eslovenas, un ave polaca, un ave holandesa y tres aves españolas*.


 
• Charrán patinegro: Se han controlado 24 aves anilladas. Ocho charranes patinegros portaban solo anilla de metal: Dos holandeses, un danés, un estonio, tres alemanes y uno de origen desconocido. Los otros 16 portaban anillas de PVC, dos con combinación de anillas de colores, uno escocés y otro de origen desconocido y 14 con anillas de lectura a distancia: cinco holandeses, dos ingleses, uno francés, tres escoceses, dos españoles* y una galés.




• Fumarel común: Se han controlado tres aves, todas con metal oficial y anilla de PVC de lectura a distancia anilladas en España*.

(*) Aves anilladas en 2009/10 en la Salina de la Tapa.


El resto de especies observadas fueron: pagaza piquirroja Sterna caspia, fumarel cariblanco Chlidonias hybrida, charrancito común Sternula albifrons, charrán rosado Sterna dougallii, charrán bengalí Sterna bengalensis, charrán elegante Sterna elegans. Estas especies lo hicieron de forma ocasional, si bien la mayoría fueron observadas en más de una sesión salvo los fumareles cariblancos con 4 aves el 10 de agosto. Entre ellas destacar:

• Charrán rosado: Del seguimiento de esta especie, comentar que este año se han tenido 88 registros en 28 de las 35 visitas a dormidero.A través de la extensión de muda del capirote, muda de primarias, coloración del pico y presencia de anillas se ha determinado que al menos han sido 11 aves diferentes las que han dormido en la salina este verano: 8 aves adultas y 3 aves en su primer verano (segundo año calendario). La mayoría sedimentadas en la Bahía de Cádiz en torno a 28 - 35 días de estancia.


Las aves que portaban anillas fueron 7, todas con anilla de metal oficial en uno de los tarsos. De éstas, cinco portaban en el otro tarso anilla de metal de lectura a distancia siendo solamente cuatro a las que se le pudo leer con seguridad el código bien porque la distancia de observación lo permitía bien porque a través de fotografías fue posible. Estas cuatro aves pertenecen al proyecto de seguimiento de la especie en la isla Rockabill de la costa este irlandesa



• Charrán bengalí: Hasta cuatro individuos diferentes entre el 31 de julio y 12 de agosto. El primero acudiendo a dormidero los días 31 de julio y 1 de agosto. El segundo el día 8 de agosto. El tercero el 10 y 11 de agosto coincidiendo este día con el cuarto individuo que se vio al día siguiente 12 de agosto. Ninguno anillado.




• Charrán elegante: En fechas escalonadas fueron llegando al dormidero hasta cuatro aves diferentes. El día 2 de agosto lo hicieron el macho adulto anillado y su juvenil tras criar en l'Albulfera de Valencia, el día 16 de agosto se registró un tercer individuo adulto y el día 17 un cuarto. Se sospecha que uno de estos adultos se la hembra progenitora. El día 31 de agosto fue el último día que se vio la especie en la salina. No obstante, no se descarta que siguiera acudiendo a la misma pues hasta el 4 de octubre se estuvo viendo  las especie en la costa de Chipiona en varias ocasiones.




Fueron dos las especies que no pude registrar este año en ninguna de mis visitas.: charrán ártico Sterna paradisaea y fumarel alibalnco Chlidonias leucopterus. Estas especies cuentan con pocos registros en la salina en los últimos años y no de forma continuada.

Por último agradecer al gerente, encargado y empleados de la salina su predisposición para facilitarme un año más el seguimiento de estas especies y, así mismo a la colaboración en la búsqueda de anillas de aquellos compañeros que compartieron algunas tardes disfrutando de estas aves.